01·05·2021

(Actualidad)

El empleo de las personas con discapacidad cae un 30%

El informe de ODISMET revela que la crisis provocada por la pandemia del COVID-19 ha agravado la situación laboral de las personas con discapacidad.


Un año más, desde DOWN ESPAÑA queremos aprovechar el Día Internacional del Trabajador para llamar la atención sobre la falta de oportunidades laborales que viven las personas con discapacidad y en concreto, las personas con síndrome de Down. Además, este año, debido a la crisis provocada por la pandemia del COVID19, la situación del colectivo se ha agravado aún más. Por ello, hacemos de nuevo un llamamiento a las empresas ordinarias para que hagan un esfuerzo más y participen en el cambio de mirada necesario para que las personas con discapacidad intelectual sean incluidas en el ámbito laboral. 

Según el informe del Observatorio sobre Discapacidad y Mercado de Trabajo en España, de la Fundación ONCE (ODISMET), en 2020, se produjo la caída del 30% del empleo de personas con discapacidad –86.706 contratos de trabajo menos- y la fórmula contractual específica para la inclusión laboral del colectivo se redujo en un 26,4%. Además, el informe también detalla que el salario de las personas con discapacidad es un 17,3 menor que el del resto de la población.

En el caso de las personas con síndrome de Down, es complejo conocer la cifra exacta de empleados, pues en España no hay un registro oficial del colectivo. Se estima que, en nuestro país, existen alrededor de 35.000 personas con síndrome de Down -de las cuales 23.000 personas están en edad laboral-, y que actualmente, solo el 7% de ellas están ocupadas.

Durante la presentación del informe anual de ODISMET, el pasado jueves, Luis Enrique Quifez, su coordinador, explicó cómo fue el proceso de elaboración del mismo y afirmó que la producción de información del estudio se realiza para dar visibilidad al colectivo de la discapacidad que «lo necesita más que nunca». Además, insistió en que el motor del cambio se encuentra en la educación y en la formación.

«La educación es a la vez un reto y una oportunidad. Un reto para estrechar las diferencias entre personas con y sin discapacidad y una oportunidad porque el mercado de trabajo se está transformando y las personas con discapacidad pueden aprovecharlo. La formación es el gran caballo de batalla«, añadió.

Por otro lado, Quifez quiso destacar la preocupante situación de los jóvenes, pues sus indicadores laborales están por debajo de la media. En definitiva, dijo, “este informe evidencia la necesidad de las personas con discapacidad» en el mercado laboral, pero «las personas con discapacidad no se rinden».

Por su parte, Rahaf Harfoush, asesora en estrategia sobre las tecnologías emergentes, la innovación y la cultura digital, afirmó que «las políticas laborales del pasado eran estándares y esto no funciona, porque ahora sabemos que cada persona es diferente».

«Si quieres tener innovación en tu empresa, tienes que tener diversidad»

Para clausurar el acto, José Luis Martínez Donoso, director General de Fundacion ONCE apuntó: «Tenemos la oportunidad de, con los fondos europeos, recuperar el espacio perdido en términos de empleo». Algo que desde DOWN ESPAÑA también reivindicamos, pues dichos fondos son los que nos ayudarán a formar a las personas con discapacidad para que puedan optar a empleos, y también a las empresas para que ofrezcan más oportunidades de trabajo a las personas con síndrome de Down de nuestro país.

Para impulsar la contratación del colectivo de personas con síndrome de Down, desde la Federación hemos puesto en marcha numerosas iniciativas, entre ellas, la próxima creación de la página Web Creamos Inclusión Empleo, en la que ofreceremos asesoramiento y mediación a las empresas interesadas en incorporar en sus equipos a personas del colectivo vinculadas a los programas de Empleo con Apoyo de nuestras entidades federadas. Esperamos poder publicar la nueva Web en las próximas semanas.