Foros

Empleo

Consulta a nuestros Expertos tus dudas o inquietudes y comparte con otras familias tus experiencias.

Volver

Voy a trabajar con una joven con sindrome down


HOLA BUENAS TARDES: A PARTIR DEL MIERCOLES VOY A TENER COMO COMPAÑERA A UNA JOVEN DE 18 AÑOS CON SINDROME DE DOWN. NO SE QUE DECIR. ESTOY ABRUMADA. NO SE NI POR DONDE EMPEZAR. NUNCA HE TENIDO UN CASO CERCANO. TRABAJO EN UNA OFICINA Y TENGO QUE ENSEÑARLE A COGER EL TELEFONO, ARCHIVAR, IR CONMINGO A LOS REGISTROS, ETC. YO QUIERO PENSAR QUE SERA UNA EXPERIENCIA ENRIQUECEDORA, ¿PERO POR DONDE EMPIEZO?

Iniciado por: MARIMAR · en Empleo · 04.03.2013 · 15:43 · Total lecturas: 3549

Por dónde empezas? Yo empezaría por no preocuparme, y por abrir mi cabeza a la nueva experiencia que es tener un nuevo compañero de trabajo ( tenga SD o no!), y por recibirla con alegría y buena disposición ( que son los principales ” ingredientes” para que todo salga bien!).

Tal vez te encuentres con que tu nueva compañera no tenga tanta fluidez para hablar, o no aprenda tan inmediatamente sus tareas como una persona sin el Síndrome… Pero estoy segura que en compensación, una vez que aprenda cada tarea la hará siempre impecablemente, sin pereza y sin desgano, que cuando conozca sus labores no necesitaras exigirle cumplimiento porque se auto exigirá, que seguramente no tendrás que recordarle jamás por el cumplimiento de su horario de trabajo porque será impecable… La gente que emplea gente con SD valora especialmente que se aferran a su rutina de trabajo con entrega y responsabilidad…

Y en cuanto a la relación personal con ella puede que tenga algún reparo al principio ( como tenemos todos al llegar a un nuevo ámbito laboral) pero tambien dependera de como la recibas: seguramente responderá a tu cordialidad con más cordialidad, a tus palabras ( si es que tiene dificultad en el habla, no todos la tienen) con menos palabras y muchos encantadores gestos que vas a entender perfectamente, y a tu amabilidad con unas sonrisas que dicen mas que mil palabras!

Y estoy segura que , si es como la mayoría de la gente con SD, tenes asegurada una compañera de trabajo divertida, leal, trabajadora y cero conflictiva! Se clara con ella (que entienden todo); confía en ( que todo lo que le enseñes, tarde más o menos en aprenderlo lo hará luego a la perfección), exigile con amabilidad ( que les encanta hacer las cosas bien y no se ofenden ni tienen reparo en volver a empezar cuantas veces haga falta) , y recibirla con alegría y buena onda, y ella te va a devolver mucho más!!!! Seguramente te has ganado una compañera de trabajo encantadora, y en unos meses miradas para atrás y sonreirás acordándose de tus temores de hoy… SUERTE A AMBAS!!!!!! Cecilia Martínez

Cecilia Martínez · 05.03.2013 a las 13:47

En realidad la incorporación de una persona con discapacidad intelectual a una empresa no debe ser motivo de estrés para los compañeros que estén trabajando allí, ya que no debe acarrear ninguna responsabilidad que fuese más allá de la derivada del propio puesto de esa persona (si esa persona con discapacidad depende o no directamente de ese otro profesional a nivel jerárquico).

Son dos los aspectos que me gustaría conocer para orientar mi respuesta: en primer lugar si esta persona, nueva compañera de trabajo, tiene formación previa en el puesto que va a desempeñar, y en segundo lugar, si se le va a realizar apoyo externo bajo la Metodología del Empleo con Apoyo.

Como cualquier persona que entra a trabajar en una empresa, será necesario que tenga unos conocimientos previos en el perfil profesional que va a realizar (lo que llamamos competencias profesionales), por lo tanto, ya no será función suya enseñarle a hacer las tareas que enumera, sino que esta nueva compañera tendrá la formación necesaria para realizarlas correctamente. Sí es necesario argumentar, llegados a este punto, que para que se dé una adecuada integración al puesto, al tratarse de una persona con discapacidad intelectual, puede requerir de determinados apoyos externos que le faciliten su adaptación al puesto, entendiendo tales como la adquisición adecuada de las tareas (atendiendo a la peculiaridad de cómo se realizan en esa empresa), adecuados rendimientos y la adquisición de unas buenas habilidades socio-laborales.

El apoyo externo, vendría dado por un profesional llamado Preparador Laboral. Este profesional, entre otras funciones, tendría el cometido de realizar un apoyo in situ a esta persona con discapacidad, en el puesto de trabajo, para, como ya he apuntado anteriormente, apoyar en todos los aspectos que determinan el adecuado desempeño de ese puesto.

Dicho todo esto, si es cierto que el apoyo “natural “ que usted le pueda prestar como compañera de trabajo, seguro que será muy beneficioso para ella, y, por qué no, en un futuro el que ella le pueda prestar a usted. Este tipo de apoyo, está contemplado en la Metodología del Empleo con Apoyo, como aquel que se presta de forma espontánea y voluntaria por aquellos compañeros que tiene la persona con discapacidad en la empresa. No distaría mucho de aquel apoyo que cualquier otra persona (sin discapacidad) recibimos y prestamos en determinados momentos a nuestros compañeros de trabajo en nuestro entorno laboral.

Por último desearle, que como muchas nuevas experiencias en la vida, ésta sea enriquecedora para usted, al igual que lo será , sin duda alguna, para su nueva compañera de trabajo.

Un saludo,
Pedro Martínez

Experto en empleo de DOWN ESPAÑA · 05.03.2013 a las 14:17

Pues por el principio. Soy madre de un SD. Cuando me enteré tampoco sabía por donde empezar.
NATURALIDAD. Si ella está allí, es porque puede hacerlo, por tanto, tu con toda la naturalidad. Ya te preguntará si no te entiende, o necesita que se lo repitas las veces que sea. ¡Y no sabes la suerte que tienes! Nunca te va a traicionar ni vas a encontrar una compañera con un corazón más limpio y más grande.
Efectivamente, te va a cambiar la vida ¡a mejor! Tienen el don de agrandar los corazones de los que estan a su lado.
¡Enhorabuena!

susana sánchez · 06.03.2013 a las 11:38

Responder al tema Voy a trabajar con una joven con sindrome down




Enviar